Avantasia: secuelas de la Metal Opera

Avantasia – The Metal Opera Pt.II

Fecha de lanzamiento: 26 de agosto, 2002

Sello: AFM Records

País: Alemania

Género: Power Metal

Tracklist:

1 – The Seven Angels

2 – No Return

3 – The Looking Glass

4 – In Quest For

5 – The Final Sacrifice

6 – Neverland

7 – Anywhere

8 – Chalice of Agony

9 – Memory

10 – Into the Unknown

Esta semana en el Olimpo revisitamos “The Metal Opera Pt.II”, el segundo disco de la duología “The Metal Opera” de Avantasia, proyecto que naciera de la mente del cantante Tobias Sammet, conocido también por liderar la banda de power metal Edguy.

Si estas interesado en repasar estos dos discos, te sugiero que hagas click aquí para leer el primer artículo, donde realizo una pequeña introducción a los inicios de Avantasia.

“The Metal Opera Pt.II” continúa la historia de Gabriel Laymann tras su entrada al mágico mundo de Avantasia, donde se enfrenta a una fuerza oscura que amenaza con destruir a sus habitantes.

El álbum abre con la canción más larga del tracklist, “The Seven Angels”. Catorce minutos de puro power metal con la teatralidad asociada a un disco conceptual y fácilmente la mejor canción del disco.

Es aquí que encontramos una de las actuaciones más solidas en el apartado vocal. Sammet, Kiske, DeFeis, Rob Rock, Hartmann, Matos y Hansen trabajan en conjunto para dar vida a una canción que lo tiene todo, pasajes agresivos, lentos, melancólicos, solos melódicos y un final particularmente emotivo con un gran coro.

De allí pasamos a “No Return”. Otra canción de power metal de guitarra rítmica veloz, donde brillan Kiske y Matos brillan conformando con Sammet una perfecta tríada de voces que destilan las mejores características de los cantantes del estilo.

“The Looking Glass” enlentece un poco el ritmo sin perder contundencia y es la primera canción donde hace acto de aparición el vocalista Bob Catley, de gran actuación en pasajes que obviamente recuerdan muchísimo a su banda principal, Magnum. Como para hacerse una idea de la impronta que Catley tiene como cantante. Solos de guitarra excelentes, de la mano del impecable Henjo Richter.

“In Quest For” contiene la segunda participación de Catley junto a Sammet. Es una canción dominada por el piano y el teclado, donde el diálogo entre ambos cantantes es constante y muy bien logrado. Como la balada del disco cumple con creces.

Un órgano ominoso abre “The Final Sacrifice”, una canción de riff más oscuro y pesado. David DeFeis es el encargado de acompañar a Sammet, que brilla exigiendo su voz al máximo con cierta exageración, como suele hacer en algunas canciones de Edguy. Power más pesado y agresivo, para balancear con el resto del disco. En este caso, las guitarras están a cargo de Jens Ludwig, compañero de Sammet en Edguy.

Volvemos al power más tradicional con “Neverland” y su apertura con melodía de guitarra. Rob Rock es el protagonista de la canción, que va a medio tiempo y tiene un estribillo simple con gancho. Como parte del disco funciona bien, pero en cuestión de individualidad, no es uno de los mejores temas del disco.

Con “Anywhere” vuelven los pianos en una balada donde Sammet actúa en solitario y que crece hacia la mitad, donde se suman las guitarras y la batería para agregar peso. Cuenta con un buen solo y armonías de guitarra. Mención especial al trabajo de Sammet en esta canción, donde muestra lo cómodo que está doblando sus voces para lograr una composición teatral.

Camino a la recta final del disco encontramos una de sus mejores canciones. “Chalice of Agony” tiene versos veloces, con Sammet, Hansen y Matos compartiendo el protagonismo, un estribillo simple pero pegador y solos melodicos. Sin grandes pretensiones a nivel de composición, se coloca como uno de los mejores temas del disco.

“Memory” se ubica en el penúltimo lugar. Un riff más heavy con toque clásico que le sienta bien a Ralf Zdiarstek a la hora de dar vida al alguacil von Kronberg. Estribillo más grandilocuente y con cierto gancho, que siempre vuelve a ese riff heavy. Nuevamente cuenta con la presencia de Ludwig en la guitarra, haciendo alarde de un estilo reconocible para solear.

La pequeña participación de la cantante Sharon den Adel está reservada para la introducción a la última canción del álbum, “Into the Unknown”. Un cierre muy sentido, de buen estribillo y que tiene a Timo Tolkki a cargo de las guitarras.

Si bien “The Metal Opera Pt. II” fue lanzado un tiempo después de “The Metal Opera”, ambos discos fueron grabados al mismo tiempo, por lo que podemos considerar sus canciones parte de un todo en lugar de una secuela propiamente dicha.

El disco es sólido más allá de que algunas canciones gozan de un poco más de popularidad que otras y es a grandes razgos un buen ejemplo de power metal europeo de principios de los años 2000.

Si bien Sammet ya tenía rodaje y experiencia en Edguy como letrista y compositor, es con Avantasia que se desmarca en solitario para probar su mano como mente maestra, resultando en dos discos de gran potencial y prolija ejecución.

Más allá de los cambios de rumbo que Sammet decidió tomar desde la salida de “The Scarecrow” hasta la actualidad, “The Metal Opera” siguen siendo discos referentes del power metal clásico y su influencia es fácilmente detectable en múltiples bandas a pesar de que no puedan ser considerados discos perfectos.

Lineup:

Tobias Sammet (Voz)

Henjo Richter (Guitarra)

Markus Grosskopf (Bajo)

Alex Holzwarth (Batería)

Invitados:

David DeFeis (Voz del fraile Jakob)

Ralf Zdiarstek (Voz del alguachil von Kronberg)

Sharon den Adel (Voz de Anna Held)

Rob Rock (voz del arzobispo von Bicken)

Oliver Hartman (Voz del papa Clemens VIII)

André Matos (Voz de Elderane, el elfo)

Kai Hansen (Voz de Regrin, el enano)

Bob Catley (Voz del Árbol del Conocimiento)

Timo Tolkki (Guitarra y Voz en la Torre)

Jens Ludwig (Guitarra)

Norman Meiritz (Guitarra)

Eric Singer (Batería)

Frank Tischer (Piano)

Publicar comentario

#SEGUINOS EN INSTAGRAM